El pueblo de Dios no será destruido

Areli Valdivia Ruz

Ciudad de México, 4 de diciembre (entresemana.mx).- “Tal vez quieran hacerte daño y hagan planes contra ti, pero no lograrán su propósito. Cuando los ataques, huirán por todos lados. ¡Dios mío, muestra tu gran poder, y cantaremos himnos por tus grandes victorias!”

Salmos 21:11 – 13 (TLA)

Cuánta confianza se siente al saber que hay quien lucha y defiende al pueblo de Dios.

A lo largo de la historia, el pueblo escogido ha sido el blanco de Satanás. Por diferentes medios busca desaparecer a los redimidos. Pero jamás lo logrará, menos ahora que ya fue vencido por Jesús. Su muerte en la cruz y posteriormente su resurrección son la prueba más que suficiente para tener la seguridad de que nuestro Rey es el vencedor final. Su muerte no es pérdida, sino ganancia.

Nadie logrará imponerse y conquistar a el pueblo del reino de Dios, mucho menos apoderarse del reino.

Ante tal realidad, los creyentes tenemos el alto y honroso privilegio de celebrar la victoria dando honra y gloria al Rey.

Dudas, comentarios y sugerencias: areeval@gmail.com

Compartir articulo